¿Cómo saber si necesito ayuda psicológica?

Esta es una pregunta que nos hemos hecho casi todas las personas alguna vez en nuestra vida, y muchas veces nos cuesta enormemente dar este paso. A veces se acude a un psicólogo/a por problemas clínicos graves en los que es totalmente necesario recibir ayuda psicológica, como por ejemplo:

 

  • Si padeces crisis de ansiedad o ataques de pánico.
  • Si tienes una depresión (estás muy triste, no le encuentras sentido a tu vida e incluso has pensado en hacerte daño).
  • Si realizas conductas repetitivas que no puedes controlar y ocupan mucho tiempo en tu vida diaria causándote un gran malestar.
  • Si tienes pensamientos obsesivos que te causan sufrimiento.
  • Si tus problemas psicológicos te impiden desarrollar tu vida cotidiana e incluso tu trabajo.
  • Si tienes un fuerte trauma que arrastras desde hace tiempo y siempre acaba interfiriendo en algún aspecto de tu vida.
  • Para mejorar tu motivación y aumentar tu autoestima.
  • Si tu timidez excesiva te impide llevar una vida social adecuada.

También es recomendable acudir a una consulta psicológica por otros motivos que no impliquen síntomas clínicos:

  • Buscando una orientación puntual sobre algo que te preocupa y para la que necesitas una opinión externa.
  • Si necesitas orientación en una etapa de cambio en tu vida que te exija una gran capacidad de adaptación.
  • Cuando las dificultades o conflictos te desbordan.
  • Cuando te cuesta tomar decisiones importantes.
  • Porque te sientes desmotivado y no disfrutas de la vida.
  • Porque quieres conocerte mejor, evolucionar y enriquecerte personalmente.
  • Por problemas de pareja, de familia o de relaciones.

 

Existen muchos más motivos para acudir a una terapia psicológica. Si te has sentido reflejado en alguno de estos aspectos, pide ayuda. No te conformes ni te resignes a sufrir. Da el paso valiente para mejorar tu vida.

¿En qué consiste una terapia psicológica?

Es un proceso de comunicación entre un psicólogo, profesional de la salud y su paciente, con el objetivo de ayudar a este último a solucionar los problemas que le han llevado a la consulta, logrando un cambio en sus pensamientos, emociones o conductas.

El psicólogo te ayudará a comprender el origen de tus problemas y te enseñará las técnicas adecuadas para que superes tus dificultades produciendo cambios en tu vida. En terapia aprenderás a conocer tus propias habilidades y recursos internos para mejorar tu vida.

¿Cómo es la relación Terapeuta - Paciente?

Es una relación profesional en la que el psicólogo orienta, enseña, apoya, ayuda y acompaña al paciente sin dirigirle ni juzgarle. Dicha relación se basa en el respeto mutuo, la confianza y la confidencialidad total.

¿Cuánto dura una terapia psicológica?

Generalmente en mi consulta las terapias son breves y eficaces. Pero no se puede saber con antelación la duración de una terapia porque depende de varios factores: el tipo de problema, la gravedad del mismo, el tiempo que lleva el paciente sufriendo dicho problema y la colaboración de la persona en su terapia. El cambio se produce sólo si el paciente esta motivado y se implica realmente en su proceso terapéutico.

Hay personas que vienen buscando una orientación de una o dos sesiones. La mayoría de los problemas se resuelven en pocos meses. Pero hay casos más graves o crónicos que necesitan una terapia más larga. Es una inversión que merece la pena porque es una cuestión de salud y calidad de vida.

¿Con qué frecuencia hay que acudir a consulta?

Al principio, siempre que sea posible, es aconsejable acudir una sesión a la semana. Más adelante, conforme la persona va mejorando, se espacian las sesiones y son quincenalmente. Progresivamente, se van espaciando más, hasta el alta.

Si el caso lo precisa, se hace un seguimiento mientras la persona lo necesite.

¿Qué profesional elijo?

Es importante elegir a un psicólogo/a con experiencia y profesionalidad. También te tiene que ofrecer confianza y una buena conexión. Lo vital es que pidas ayuda si lo necesitas. Si luego no conectas con ese profesional puedes buscar otro.

¿En qué se diferencia un psicólogo de un psiquiatra?

Un psiquiatra es un médico y trata los problemas mentales desde su vertiente biológica; generalmente medicando al paciente. Un psicólogo estudia y trata los procesos psicológicos, las conductas, pensamientos y emociones.